Manejo del tiempo Planificación, organización y hábitos

5 cosas que consumen tu tiempo

Y aquí no incluyo las redes sociales 😝 estas son de las que no te dicen normalmente. Ya que nuestro mundo millennial se encarga de bombardearnos con info por todos lados, a toda hora, estamos muy desenfocadas y dispersas a lo largo del día. Esto lo tenems muy claro pero, a demás de eso, hay otras prácticas que consumen tu tiempo y no siempre somos conscientes de ellas.

Al identificarlas, podemos asignarles el tiempo correcto o incluso eliminarlas.

Hablo un poco más de cómo nos organizamos en el día a día (o más bien cómo no nos organizamos). Y no, no hablo de estructurar rigurosamente de la A a la Z cada segundo de tu día, tranqui.

Me lanzo de una vez a detallarte estos 5 puntos para no ser yo misma una de esas cosas que consumen tu tiempo 😅

5 cosas que consumen tu tiempo

1. No planificar tus tareas antes de inciar el día

Pasa que si no tenemos un plan para el día, hacemos muchas cosas sin tener claro a dónde nos llevará y ni siquiera sabemos si es necesario hacerlo o no. Cuando planificás tu día, simplificás el hecho de tener que detenerte a pensar en qué hacer a continuación. Esta pausa continua consume tu tiempo y te atrasa.

Cuando tenés un plan claro, fluís a lo largo del día. A demás, mientras planificás tu día, tu mente automáticamente empieza a imagiar cómo llevar a cabo cada tarea, digamos que tu mente «crea» los pasos para que tu ya sólo pongás manos a la obra. Genial, ¿no?

TRUQUITO: Hacé una lista de tareas la noche antes o muy tempranito antes de empezar tu día para que cuando estés lista para trabajar ya no tengás dudas y fluyás como niña en tobogán.

2. No tener claro el objetivo principal del día

Este va de la mano con el anterior. Tener una lista de tareas es buenísimo pero si no tenemos identificadas las tareas más importantes, puede que se queden volando o que no se lleven a cabo y toque hacerlas otro día, es decir, si no las hacemos, no avanzamos en realidad.

TRUQUITO: Las tareas importantes debes estar conectadas con tu objetivo. Si te has trazado metas, tus objetivos están claros. Que tus objetivos guíen tu planificación para asegurarte que estás haciendo tareas realmente necesarias en vez de hacer cosas por gusto.

3. Cansancio

Al estar cansada, tu mente no está enfocada así que al hacer cierta tarea, divagás, pensás en mil cosas al mismo tiempo. Lo que podría tomarte 30 minutos, termina tomándote 60.

¿No te ha pasado que cuando estás cansada te ponés «lenta»? Tipo abrir Excel y quedarte viendo la pantalla por 10min sin escribir nada más que el título. Ajá, esto definitivamente consume tu tiempo.

TRUQUITO: Dormí bien, pero ojo, descansar no es solamente dormir. También es desconectar tu mente, hacer cosas que te llenan, te nutren, te inspiran. Hacer cosas que te dan vida. Hacé eso que tanto te gusta, como tu hobbie, hablar con gente que te llena de energía, visitar lugares nuevos, respirar aire puro, tomar un baño caliente. Descansá de tu día a día.

4. No "organizar" tu mente

Y eso ¿cómo se hace? 😲 a ver, suena un poco complicado pero no debe serlo. Mil millones de pensamientos e ideas rondan por nuestra cabeza a toda hora. Norrrrrrrrmal. Y aunque pareciera que es bueno «tener tanto pensamiento», esto cansa y consume tu tiempo porque evita que te enfoqués 100% en una sola tarea o idea.

Mientras querés planificar el contenido de tu pequeña empresa para el mes siguiente estás con que se le acabó la comida a Pancho (tu perro), que se te ocurrió probar una nueva receta, que tal curso de lettering quedaría perfecto para el regalo de cumple de tu bff etc etc etc etc etc etc…

Etc.

TRUQUITO: Detenete un momento del día y escribí tooooooodo lo que se cruza por tu cabeza en este momento. Descargá toda idea, sentimiento, pensamiento, chiste y ocurrencia. Sacalo. Limpiá tu mente para que cuando estés trabajando en ese plan de contenido o cualquier otra cosa, no tengás todo esto interrumpiéndote.

5. Tener activas tus notificaciones en momentos de concentración

Bueno, sí, este ultimo es un clásico pero lo quise mencionar porque aunque lo sepamos, hacemos caso omiso. Silenciar aunque sea por 1 hora tu cel, puede ser una M A R A V I L L A. De verdad, puede permitirte avanzar más de lo que imaginás y es que cada notificación es una tentación, es un reto entre el cel y tu, a ver quién aguanta más. Y en esta lucha, ya sea que ganés o no, se consume tu tiempo, pensando en qué puede decir ese mensajito y desviando tu atención.

TRUQUITO: Intentá silenciarlo por lapsos de tiempo. No digo que apagués tu cel, aunque también sería bueno de vez en cuando. Pero probá a darte respiros sin soniditos que perturben tu concentración.

También es útil establecer tiempos en los que te harás cargo de tus redes y convers. Por ejemplo, «de 3pm a 4pm revisaré toda notificación, contestaré correos y le enviaré el contacto a mi mamá del salón de belleza por el que tanto me insiste y no me manda un «ping» sólo porque el Blackberry ya no se usa». (Si entendiste esto último, definitivamente sos toda una millennial 😂)

Listo, espero que esto te ayude a enfocarte y usar mejor el tiempo para tus objetivos y metas, contame cuál de estos 5 es el que más consume tu tiempo y qué truquito vas a intentar hacer esta semana para hacer mejor uso de tu tiempo.

Si aún no has establecido metas pero sentís que estás lista para hacer esas grandes cosas para las que has nacido, yo te puedo ayudar a ejecutarlas con un plan, hablemos por aquí y con gusto puedo guiarte.

Arriba esas metas y sueños, bonita. Te están esperando y tú estás lista para grandes cosas.

Por cierto, en este otro blog post te dejo otra técnica que puede ayudarte a mejorar tu atención en tus tareas importantes.

Un besito,

author-sign

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

4 × 3 =

[instagram-feed]